17 de febrero de 2015

San SILVINO DE TEROUANNE. M. 718.


(Silvino de Auchy. fr.: Sylvin).  
Asilvestrado. 

Martirologio Romano: En Auchy, en la región de Morins, sepultura de san Silvino, obispo.

Era un joven caballero escocés o irlandés de la corte de los reyes merovingios Childerico II y Tierrico III en Toulouse, cuando huyó al desierto para no casarse. Nos lo encontramos de peregrino en Roma, donde recibió la ordenación presbiterial. Se le confirió la consagración episcopal, probablemente fue un obispo sin sede fija, aunque su nombre ha estado asociado a las ciudades francesas de Thérouanne y Toulouse; predicó con la palabra y el ejemplo, sobre todo la humildad y paz. 
 Toda su vida la dedicó en entregar toda su riqueza en obras de caridad, evangelizando y edificando iglesias en la parte nord-oriental de Francia, en aquel tiempo todavía, en gran parte, sumida en el paganismo. Silvino se distinguió por su gran humildad y por la austeridad de vida: se nutría solamente de verduras y fruta y solamente en edad avanzada aceptó poseer un caballo para su medio de transporte y reducir así la fatiga de visitar a pie los territorios de la diócesis. 
 Después de 40 años de incesante apostolado (una de sus características era el rescate de los esclavos), el santo pastor fue particuarmente amado por su santidad y por la caridad que lo distinguió, ya en vida fue venerado por sus dotes taumatúrgicas. Se retiró a la abadía benedictina de Auchy-les-Moines donde ingresó como simple monje hasta su muerte.