5 de octubre de 2014

Beatos GUILLERMO HARTLEY, JUAN HEWETT y ROBERTO SUTTON. M. 1588.


Martirologio Romano: En Londres en Inglaterra, beatos mártires Guillermo Hartley y Juan Hewett, sacerdotes, y Roberto Sutton, que por su fidelidad a la Iglesia católica fueron ahorcados en distintos lugares en los límites de la ciudad bajo la reina Isabel I

Ahorcados y descuartizados...
Guillermo nació en Wilne, Derby, (Inglaterra), en 1557, en el seno de una familia campesina que se hizo anglicana. Estudió en Saint John's College de Oxford y fue pastor anglicano, alcanzando el puesto de capellán, que perdió en 1579 por obra del vicecanciller de la universidad. 
Pasó a Francia, y en Reims se convirtió al catolicismo y optó por el sacerdocio que recibió en Châlons en 1580. Regresó a Inglaterra y aquí colaboró con san Edmundo Campion, difundiendo el catolicismo de forma impresa. Estaba en la imprenta clandestina cuando fue arrestado en 1581 y enviado a la Torre de Londres, donde no dejaría de predicar entre los presos y visitantes, logrando varias conversiones. Enterado el obispo de Londres, fue a visitarlo a la cárcel con el objeto de discutir con él, al no lograrlo lo abofeteó y su prisión fue más onerosa. 
Tres años después fue juzgado y condenado al destierro (1584), pero regresó a Inglaterra de nuevo y fue arrestado en 1588 juzgado y condenado. Para desanimar a los católicos se difundió que había apostatado. Perseveró en su fe católica, y fue ahorcado y descuartizado en Shoredith junto al teatro. Al suplicio asistió su propia madre, que rezaba por él y lo tuvo por mártir. 

Juan era natural de Tollerton, Yorkshire, nació hacia el 1555; estudió en Cambridge en el Caius College y después en Reims, para hacerse sacerdote; fue ordenado diácono en 1583 pero enfermó gravemente y volvió a Inglaterra a reponerse, pero fue delatado como católico y arrestado en el calabozo de Kingston-upon-Hull en 1585. Desterrado, volvió a Reims donde recibió la ordenación en 1586.
Regresó a Inglaterra con el nombre falso de John Weldon. Durante un año pudo ejercer su ministerio pero en 1587 era nuevamente detenido y desterrado.
Pasó a Holanda, donde fue nuevamente arrestado, esta vez por orden del conde de Leicester, y enviado a Inglaterra, donde fue condenado a muerte por haberse introducido en el país con intención de fomentar el catolicismo. Fue ahorcado y descuartizado en Mile End Green en Londres.

Roberto Sutton nació en Kegwell, en el seno de una familia protestante. Era maestro de escuela en Londres, donde tenía una escuela en Paternoster Row. No se sabe como se hizo católico, pero por ello fue arrestado y llevado a juicio donde se le prometió la libertad si renegaba de su nueva fe a lo que se negó. Fue ahorcado y descuartizado en Londres. No lo debemos equivocar con el beato Roberto Sutton, que murió un año antes, también mártir, y cuya festividad se celebra el 27 de julio.