24 de febrero de 2015

Beato CONSTANCIO SÉRVOLI DE FABRIANO. (c.1400 - 1481).

(it.: Costanzo Servoli da Fabriano).
Perseverante

Martirologio Romano: En Ascoli Piceno, en Italia, beato Constancio Sérvoli de Fabriano, presbítero de la Orden de Predicadores, que se distinguió por la austeridad de su vida y por su interés en promover la paz.


Nació en Fabriano en la Marca de Ancona y se llamaba Constancio Sérvoli; su familia era de modesta condición social. A los 15 años entró en el convento dominico reformado de Santa Lucía, en su ciudad natal, donde tuvo como maestros a san Corradino de Brescia y a san Antonino Pierozzi, en medio de los cuales avanzó rápidamente por su agudeza e ingenio. Estudió en Bolonia. Hacía el 1436 se encontraba en el convento de San Marcos de Florencia. Se reveló un óptimo predicador y enseñó Teología en varias casas de su Orden, distinguiendose en su magisterio por la claridad, brevedad y eficacia. Más tarde marchó a Ferrara donde estableció la paz. Fue célebre por su don de profecía.
Del 1440 al 1467 fue prior del convento de Fabriano, en el 1445 del de Perugia y del 1459 al 1470 del de Áscoli Piceno. Fue enviado a Áscoli que estaba agitada en continuas disputas y discordias; con su palabra, y su ejemplo fue capaz de establecer la paz. Allí restauró los fundamentos del convento de Santo Domingo, donde hizo que florecieran los estudios y la disciplina regular y donde murió. 
Constancio no tenía el espíritu alegre de otros muchos santos de su orden. Generalmente estaba triste. Como alguien le preguntase por qué reía tan raras veces, Constancio respondió : «Porque no sé si mis acciones agradan a Dios». Alma de oración, decía que el Señor nunca le había negado ninguna gracia y que la ira divina se había manifestado cuando los turcos invadieron Grecia por la falta de oración. 
El senado y el concejo de la ciudad declararon que su muerte era «una calamidad pública» y pagaron los gastos de un pomposo funeral. Su cuerpo reposa en la iglesia de San Pedro Mártir en Áscoli. El culto del beato Constancio fue confirmado el 22 de septiembre de 1821 por Pío VII.  Patrón de Fabriano.