24 de agosto de 2015

San BARTOLOMÉ “Apóstol”. M. 71.


Martirologio Romano: Fiesta de san Bartolomé, apóstol, al que generalmente se identifica con Natanael. Nacido en Caná de Galilea, fue presentado por Felipe a Cristo Jesús en las cercanías del Jordán, donde el Señor le invitó a seguirle y lo agregó a los Doce. Después de la Ascensión del Señor, es tradición que predicó el Evangelio en la India y que allí fue coronado con el martirio.


Uno de los 12 apóstoles. Se llamaba Natanael Bar Tholmai o Talmaj, es decir “hijo de Talmaj”. Oriundo de Caná de Galilea. Era amigo de san Felipe que le presentó a Cristo: "Hemos encontrado al Mesías; es Jesús, el hijo de José, el de Nazaret". Bartolomé pregunta incrédulo: "¿De Nazaret puede salir algo bueno?". Cristo al verlo llegar dice de él: "He aquí un verdadero israelita en quien no hay engaño". Bartolomé, todavía escéptico le preguntó: "¿Y tú de qué me conoces?". La respuesta de Cristo: "Antes de que te llamara Felipe, yo ya te vi debajo de la higuera". Natanael hizo ya definitivamente su profesión de fe: "Rabí, tú eres el Hijo de Dios, tú eres el Rey de Israel". Jesús le contestó: "¿Porque te he dicho que te vi debajo de la higuera crees? Cosas mayores has de ver". Y añadió: "En verdad, en verdad te digo, que veréis abrirse el cielo y los ángeles de Dios subiendo y bajando sobre el Hijo del hombre"  (Jn 1, 43-51).
Las fuentes apócrifas lo hacen predicador en la India occidental (según Eusebio) o de las regiones próximas (según Rufino y Sócrates) y a la Arabia Feliz (Yemen); o bien en Mesopotamia, Partia, Licaonia y Frigia (“Hechos de Felipe”), y sobre todo de la región llamada entonces la Gran Armenia (según el “Breviario de los Apóstoles”), donde habría convertido al rey Polimnio y, por orden del hermano del rey (Astiages), habría sido desollado vivo (según la costumbre penal persa) y luego decapitado (o crucificado), por haber convertido a muchos de sus súbditos; otros autores piensan que murió en la India desollado por los brahmanes.
Su presencia es asimismo indicada en las orillas del Ponto y del Bósforo (“Martirio de Bartolomé”), donde habría acompañado a san Andrés o a san Mateo; y en Hierápolis, en compañía de Felipe. Como la mayoría de los apóstoles habían sido crucificados o decapitados, Bartolomé fue desollado vivo y por último decapitado. Patrón de Francfort, Lieja, Maastricht. FIESTA.