23 de julio de 2015

Beato CRISTINO GONDEK. (1909-1942). 



Martirologio Romano: En Dachau, cerca de la ciudad de Munich, de Baviera, en Alemania, beato Cristino Gondek, presbítero de la Orden de los Hermanos Menores y mártir, quien desterrado de Polonia, su patria, entonces oprimida por un régimen hostil a la dignidad humana y a la religión, por su fe cristiana fue trasladado a un campo de concentración, donde, sometido a toda clase de tormentos, alcanzó la gloriosa corona de los mártires.


Adalberto nació en Slona, Polonia, en el seno de una modesta familia de campesinos. Fue seminarista del Colegio Seráfico de Lvov los años 1925-1928. Decidida su vocación religiosa, entró en la provincia de Santa María de los Ángeles, de la Orden franciscana, y tras hacer el noviciado hizo la profesión religiosa el 26 de agosto de 1929 con el nombre de fray Cristino. Hizo los estudios de filosofía en el Instituto Humanístico Filosófico, de los PP. Capuchinos, en Cracovia, y pasó luego a hacer los estudios teológicos en el Instituto Teológico del seminario de Przemysl. El 18 de abril de 1933 pronunció la profesión de votos solemnes. Ordenado sacerdote el 21 de junio de 1936, su salud le impidió seguir los estudios de Historia de la Iglesia que su Orden quería que cursara, y fue enviado a Chelm Lubelski, de donde el 26 de noviembre de 1936 pasó al convento de Wloclawek como confesor y predicador y un poco después se le dio el cargo de vicario del convento. 

Llegada la guerra fue arrestado por la Gestapo el 26 de agosto de 1940, llevado a la prisión de Szczyglin, luego al campo de concentración de Sachsenhausen y finalmente el 14 de diciembre del mismo año 1940 al campo de concentración de Dachau, donde murió, totalmente agotado por las condiciones inhumanas del campo. Se preparó muy conscientemente para la muerte que veía llegar. Fue beatificado el 13 de junio de 1999 por Juan Pablo II.