16 de julio de 2015

Beato BARTOLOMÉ FERNANDES DOS MARTIRES. (1514-1590).


Martirologio Romano: En el monasterio de la Santa Cruz de Viana do Castelo, en Portugal, beato Bartolomé de los Mártires Fernandes, obispo de Braga, que eximio por la integridad de su vida, se distinguió por la caridad en el cuidado pastoral de su grey, dejando muchos escritos de sólida doctrina.

Nació en Lisboa. El apelativo “dos Mártires” recuerda a la iglesia de Santa María de los Mártires donde fue bautizado. En 1528 ingresó en el convento dominico de Lisboa; concluyó sus estudios filosóficos y teológicos en 1538. Trabajó como profesor en los conventos de Lisboa, de Batalha y Évora (148-1557); fue nombrado prior del convento de Benfica de Lisboa (1557-1558). 
Fue nombrado arzobispo de Braga en 1559; aceptó esta dignidad por obediencia a su provincial, el venerable fray Luis de Granada. Durante su gobierno, realizó visitas pastorales, empeñándose en la evangelización del pueblo, editando para tal efecto un "Catecismo" o "Doctrina cristina y prácticas espirituales"; se preocupó por la formación cultural y espiritual del clero, creando para ello escuelas de Teología Moral y escribiendo algunas obras doctrinales. Su obra doctrinal consta de 32 obras en la que resalta "Stimulus Pastorum". En el 1560 confió a los jesuitas los estudios publicos que que transformaron en el Colegio de San Pablo. 
Asistió al concilio de Trento (1501-1563). Apoyó las reformas conciliares organizando en 1564 un Sínodo diocesano, y en 1566 un Sínodo provincial. Hacia el 1571 inició la construcción del Seminario conciliar en Campo Vinha.  En 1582, renunció a la mitra y se retiró al convento dominico de la Santa Cruz en Viana do Castelo, creado por iniciativa suya para favorecer los estudios eclesiásticos y la predicación. Murió un 16 de Julio en este convento aclamado por el pueblo como “arzobispo santo, padre de los pobres y de los enfermos”. Está enterrado en la iglesia del convento. Fue beatificado por SS Juan Pablo II el 4 de noviembre de 2001.