9 de abril de 2015

Beato ANTONIO PAVONI. (1326-1374).

Floreciente. El defensor, el enemigo de los burros.

Martirologio RomanoEn Bricherasio, cerca de Pinerolo, en el Piamonte, beato Antonio Pavoni, presbítero de la Orden de Predicadores y mártir, que al salir de la iglesia, tras haber predicado contra la herejía, fue ferozmente apuñalado.

Nació en el seno de una noble familia piamontesa en Savigliano. Con 15 años ingresó en los dominicos; fue ordenado sacerdote con 25 años. En 1360, por su virtud, el papa beato Urbano V lo nombró Inquisidor General para luchar contra las herejías en Lombardía y Génova, siendo uno de los más jóvenes en ocupar ese cargo. Un trabajo duro y difícil, y casi una sentencia de muerte al tener que enfrentar a los herejes.
Su apostolado duró 14 años. Su vida la dedicó a defender la pureza de la fe, y por ello se creo numerosos enemigos entre los herejes. En 1368 fue elegido prior de Savigliano, construyó la nueva abadía, misma que fue hecha sin ningún lujo, mientras, los herejes esperaban cualquier oportunidad para atacar y usar cualquier obstentación como arma para desacreditarlo. Antonio era amigo de la pobreza, llevaba una vida simple y sencilla, lo que encolerizaba a los herejes por no poder desacreditarlo, entonces deciden matarlo.
Un día se acercó al barbero de Bricherasio, para decirle "Aféitame bien que tengo que ir a una boda". Aquel día saliendo de la misa, después de haber pronunciado un encendido sermón contra la herejía, siete herejes lo apuñalaron. Fue enterrado en Savigliano, lugar que se convirtió en sitio de peregrinaciones hasta 1827, año en que los restos fueron trasladados a la iglesia dominica de Racconigi. Pío IX confirmó su culto el 4 de diciembre de 1856.