22 de marzo de 2015

Beato CLEMENTE AUGUSTO GRAF VON GALEN. (1878-1946).

(al.: Clemens August Graf von Galen).
Mente gloriosa. Misericordioso, dulce, benigno.

Martirologio Romano: En Münster, Alemania, beato Clemente Augusto Graf von Galen, obispo de Münster.

Nació en el castillo de Dinklage, en Oldenburg (Alemania), en el seno de una noble familia. Ordenado sacerdote en 1904. Durante un breve período fue vicario cooperador de la catedral de Münster; luego fue nombrado vicario cooperador de la iglesia de San Matías en Berlín. Comenzó así una actividad sacerdotal en Berlín que duró 23 años. Trabajó durante algunos años como cooperador en la parroquia de San Clemente, luego fue nombrado párroco de San Matías en Berlín-Schöneberg. Allí vivió los años terribles de la I Guerra Mundial. En 1929 fue nombrado párroco de la iglesia de San Lamberto en Münster.
Fue  elegido obispo de Münster en 1933 al comienzo del periodo nazi. Eligió como lema: “Nec laudibus, nec timore” (Ni por alabanzas ni por amenazas me desviaré de los caminos de Dios). En su primera carta pastoral, en 1934, desenmascaró la ideología nazi. En los años siguientes defendió la libertad de la Iglesia y de las asociaciones católicas, así como la enseñanza de la religión. En un sermón de la catedral de Xanten, en 1936, acusó abiertamente al régimen nazi de discriminar a los cristianos, encarcelarlos y hasta matarlos.
Firmísimo en los derechos de la Iglesia y de la moral cristiana frente al nazismo, fue nombrado cardenal en 1946. Denunció con firmeza desde un primer momento -Le llamaban “el León de Münster”- la política contra la Iglesia del régimen, así como la introducción de ritos neopaganos. En 1934 confutó las tesis del ideólogo nazi Alfred Rosenberg y, en 1937, se dedicó con todas sus energías a difundir la encíclica de Pío XI contra el nazismo "Con viva preocupación". A partir de 1941 se pronunció en varias ocasiones contra la eutanasia de personas con enfermedades mentales, así como la política racial del régimen nazi. Murió al poco tiempo después de una operación quirúrgica. Está sepultado en la capilla de San Ludgero de la catedral de Münster. Fue beatificado por SS Benedicto XVI el 9 de octubre de 2005.