22 de enero de 2015

Beato JOSÉ NASCIMBENI. (1851-1922).


(it.: Giuseppe Nascimbeni).
El acrecentará. Añadido. Crecimiento

Martirologio Romano: En Castelletto di Brenzone, junto al lago de Garda, en Italia, beato José Nascimbeni, presbítero, fundador del Instituto de la Hermanitas de la Sagrada Familia.

Nació en Torre del Benaco (Verona). Su familia era modesta y muy cristiana. En 1863, ingresó en el seminario diocesano de Verona, y quedó como acólito de la catedral, prosiguiendo sus estudios hasta su ordenación en 1874. Párroco coadjutor en el pueblo de San Pietro di Lavagono (Verona), donde desarrolló una gran labor apostólica como promotor de vocaciones religiosas y enseñante de la escuela primaria. 
En 1877 fue enviado como coadjutor de Castelletto de Brezone, en el lago de Garda. En 1884 fue nombrado párroco de esta localidad y al mismo tiempo como maestro de la escuela elemental. Se dedicó a elevar las condiciones sociales y materiales de sus feligreses. Trabajó para conseguir una oficina postal, otra telegráfrica, la llegada de la electricidad y terminar el acueducto. También construyó una almazara y dotó al pueblo de una tipografía, y de una caja rural para los trabajadores más pobres. Construyó una guardería y una escuela laboral, promoviendo además la asistencia a domicilio a los enfermos. En 1894 abrió un asilo para ancianos. Inició la construcción de una nueva iglesia parroquial que se terminó en 1908. 
Viendo la necesidad de atender la promoción social y religiosa del pueblo, en 1892 fundó la Congregación de las Hermanitas de la Sagrada Familia, terciarias franciscanas, que crecieron rápidamente y cuya primera superiora general fue la beata María Domenica Mantovani. 
Durante la I Guerra Mundial ayudó a los soldados con una gran caridad, de manera que recibió en 1918 la Cruz de Bronce al Merito por los Soldados. El papa san Pío X le nombró protonotario apostólico. Murió de apoplegía dedicándose siempre a su entera labor sacerdotal. Está enterrado en la casa madre de las Hermanitas en Castelleto. Fue beatificado el 17 de abril de 1988 por san Juan Pablo II.