30 de noviembre de 2014

San JOSÉ MARCHAND. (1803-1835).


Martirologio Romano: En Hué, en Annam, san José Marchand, presbítero de la Sociedad de Misiones Extranjeras de París y mártir, que, bajo el imperio de Minh Mang, fue condenado al suplicio de los cien azotes.

Natural de Passavant (Besançon). Sacerdote de la Sociedad de Misiones Extranjeras de París en 1828. Fue enviado al Vietnam donde se le asignó un distrito en la provincia de Binh-Tuan que comprendía 25 pueblos, en los que habían unos 7.000 cristianos, a los que atendía con celo y dedicación.
Cuando llegó la persecución de 1833 debió abandonar su distrito y pasar seguidamente una dura temporada en Conchinchina, viviendo huidizo y oculto en la selva. Fue descubierto por el ejército rebelde de Koi que le obligaron a ir a Saigón y enfrentarse a las tropas del rey. El rebelde quiso atraérselo para que los cristianos se unieran a la rebelión, pero José se negó rotundamente. Cuando Koi en 1835 tuvo que rendirse a las tropas reales, acusaron al misionero de participar en la rebelión y fue encarcelado en Hue con otros  cristianos.
Lo interrogaron y se descubrió su inocencia en la rebelión, pero quisieron que abjurase de su fe pisando la cruz, pero se negó. Fue torturado con tenazas incandescentes y al tormento de las cien llagas, de las que murió delante del público, y nombrado el nombre de Cristo. Su cabeza la arrojaron al mar.