17 de junio de 2015

San RANIERO DE PISA. (1117 - 1161).

(Raniero Scaccieri, Rainiero, Rainerio. it.: Ranieri di Pisa).
Consejero del pueblo.

Martirologio Romano: En Pisa, en la Toscana, san Rainerio o Raniero, pobre y peregrino por Cristo.

Nació en Pisa y era hijo de un rico mercader. Raniero Scacceri era tañedor de lira que alegraba todas las fiestas mundanas de Pisa. Un día, con 19 años, se encontró con Alberto de Córcega, el cual después de haber renunciado a todos sus bienes, se fue en peregrinación a Tierra Santa. Raniero entendió que en ello había mucho mérito y le dijo: "Cuando estés en Tierra Santa, reza por mi; por Raniero de Pisa". 
Pronto se convirtió y cambió de vida, hizo penitencia y confesó sus pecados con tanto dolor que se le tomó por loco y fue abandonado por sus familiares. Vivió solo, orando y ayunando. 
En 1140 partió como peregrino a Palestina y allí ayunó durante 40 días en el monte de la Cuaresma y vivió 13 años en Jerusalén en la basílica del Santo Sepulcro, dedicado a la oración. Pero sintió que una voz le mandaba regresar a su tierra natal. 
Regresó a Pisa en 1153, rodeado de fama de santidad por los muchos milagros que Dios operó a través de su mano en Tierra Santa. Fue acogido por los canónigos de la Catedral y por el pueblo, quienes estaban al corriente de su admirable vida. Vivió un año en calidad de oblato en el monasterio de San Andrés, en Chinseca, y de ahí se transfirió a San Vito, donde desarrolló una intensa actividad apostólica con la venia del clero, predicando como simple laico y obrando numerosas conversiones. 
Tanta era su fama de santidad que a su muerte, fue súbitamente proclamado santo, y ese día fue declarado fiesta de precepto. Su vida está llena de leyendas y milagros imaginarios. Es el patrón de Pisa.