26 de junio de 2015

OTROS SANTOS DEL DÍA:


San Medicus. M. 172. 
(Medico).
Ejerció la medicina en Otrícoli en la Umbría y su sabiduría le mereció el aprecio del emperador Marco Aurelio. Alrededor del año 172 fue denunciado como cristiano al gobernador de la ciudad y al rehusarse a abjurar, fue sometido a salvajes suplicios y finalmente decapitado. Su conversión al cristianismo se debió a un gran milagro operado por la intercesión de san Víctor.

Santos Juan y Pablo. M. 363. 
Juan: Dios es misericordioso. El que está en gracia de Dios. Admirable
Pablo: Pequeño, débil. El que descansa.
Martirologio Romano: En Roma, conmemoración de los santos Juan y Pablo, a los que se dedicó una basílica en el monte Celio, en el Clivo de Scauro, en las propiedades del senador Pammaquio. 
La leyenda dice que Juan era un oficial cristiano, que junto con Pablo, se negaron a servir al emperador Juliano el Apóstata y que les hizo matar y enterrar en una casa del monte Celio en Roma, donde hoy se levanta una iglesia dedicadas a ello. 
Posiblemente sean los mismos oficiales mártires en Antioquía, que en el 363, fueron trasladados a Roma. Su leyenda es una adaptación de la Pasión de dos santos orientales: Juventino y Maximino. La arqueología ha encontrado una casa romana donde estaban enterrados estos dos santos, que si bien su vida se convirtió en leyenda esto no impide para negar su existencia. Sus nombres aparecían en la “Plegaria Eucarística I”. Desde 1969 su culto se ha limitado a su iglesia titular.  


sarcófago de san Deodato
San Deodato de Nola. M. 405. 
Don de Dios. Entregado a Dios. 
Martirologio Romano: En Nola, de la Campania, san Deodato, obispo, sucesor de san Paulino de Nola.

Arcipreste de Nola. Era un hombre prudente y serio. Fue acusado por gente malvada ante el emperador Valentiniano III de malversación de los bienes en beneficio suyo y por ello fue encarcelado, exiliado y, después, no sin la intervención divina, puesto en libertad. Fue diácono de san Paulino de Nola, y le sucedió como obispo de Nola, en la Campania italiana. Tiene culto local.

San Majencio de Poitiers. (448 - 515). 
(Adjutor, Masencio. fr.: Maixent d’Agde).
Martirologio Romano: En la región de Poitiers, en Aquitania, san Majencio, abad, insigne por su virtud
Nació en Agde (Francia) y se llamaba Adjutor; fue educado por san Severo en el monasterio que regentaba, y según se cuenta, era tanta su virtud que para huir de las alabanzas se alejó calladamente de Agde y permaneció oculto durante dos años, pero cuando regresó, su vuelta se vio inmersa en prodigios y esto le obligó a abandonar definitivamente su nativa Narbona y romper todos los lazos con su pasado. Tras un breve período errante, llegó a Poitou, donde entró en un monasterio de Poitou-Charentes (Saint-Maixent) en el valle de Vauclair, gobernada por el abad Agapito y, a fin de borrar su pasado, se cambió el nombre de Adjutor por el de Majencio. 
Sus virtudes y ascesis se hicieron patentes, así como sus dones taumatúrgicos, por lo cual fue elegido abad del monasterio. Fue muy estimado por el rey Clodoveo I y del pueblo de la región a los que protegió de los bárbaros invasores. Para seguir el ejemplo de su antecesor, el abad Agapito, san Majencio renunció a su puesto cuando sintió que se aproximaba su muerte y se encerró en una celda, construida a corta distancia del monasterio; ahí murió a la edad de setenta años.

San David de Tesalónica. (c.450 - c.540). 
Predilecto. Amado de Dios. Amigo.
Martirologio Romano: En Tesalónica, de Macedonia, san David, eremita, que pasó casi ochenta años recluido en una pequeña celda, fuera de los muros de la ciudad.

Se piensa que nació en Mesopotamia y que se trasladó todavía muy joven a Macedonia, viviendo como ermitaño en las proximidades de la ciudad de Tesalónica, Grecia, que durante 70 años, dio a sus paisanos buen ejemplo y sirvió a Dios. Parece que los tres primeros años vivió sobre un almendro y después en una gruta. Por su vida ascética tuvo la estima de sus conciudadanos, tanto que el arzobispo Arístides lo nombró enviado suyo ante el emperador Justiniano, para que la residencia del eparca de Illyricum volviese a Sirmium, asolada por una incursión de los ávaros, en Tesalónica, que la había perdido en el 535. David fue recibido por la emperatriz Teodora y posteriormente por Justiniano, en cuya presencia hizo un milagro singular, manteniendo en la mano carbones encendidos sin quemarse, pero su misión no tendrá éxito, sino algunos años después de su muerte. La muerte le sorprendió mientras volvía en un barco a Tesalónica. 


Santa Perseveranda. M. 726. 
(Pecinna, Pezaine. fr.: Pezenne, Pitère, Piterre, Pithère, Pexine, Pazanne).
Que debe perseverar. 
Era una joven española que junto a sus hermanas Macrina y Colomba marchó a Poitiers donde fundaron un convento. Huyendo del pirata Oliviero murió de fatiga en el lugar que hoy lleva su nombre: Sainte-Pezaine en el Poitou. 

Santos Salvio y Superio. M. c. 768. 
(fr.: Saulve, Salve). Salvado. Bien conservado, entero. 
(fr.: Supérieur). Destacado. 
Martirologio Romano: Cerca de Valenciennes, en Austrasia, santos Salvio, obispo, y su discípulo, que llegaron a esta región procedentes de Auvernia, y fueron asesinados bajo Winegardo, señor del lugar.

Salvio era corepíscopo de la zona de Angulema; fue enviado a Valenciennes para evangelizar a los flamencos, pero la codicia del barón Winegardo provocó su muerte en Henao y fue rápidamente enterrado junto con un compañero. Cuando sus cuerpos fueron descubiertos, el anónimo compañero fue desenterrado el primero y recibió el nombre de "Superius". 

San Rodolfo de Gubbio. (1034 - c.1064). 
(Radulfo, Rodín, Rodulfo, Rollo).
Lobo de fama. Ayuda de palabra. 
Martirologio Romano: En Gubbio, lugar de Umbría, san Radulfo, obispo, que se dedicó sin descanso a la predicación y distribuyó con gran prodigalidad entre los pobres todo cuanto pudo sustraer de sus expensas domésticas
Era de familia noble y poseía el castillo de Camporeggio. Con las predicaciones de san Pedro Damián, lo dejó todo e ingresó en el monasterio de Fonteavellana, donde se dice que fue abad. Aquí estuvo con su hermano mayor san Pedro.
Obispo de Gubbio en 1061. Como tal luchó denodadamente contra la simonía y las excomuniones interesadas que imponían los otros obispos "yo prefiero animar a los que caen en el error y no me quiero engordar con los cadáveres de los pecadores, a la manera de los cuervos". Estuvo cinco años de obispo. A los 25 asistió al Concilio Romano, celebrado el año 1059. Recorrió su diócesis y puso tanto empeño que a los 30 años murió de fatiga.
San Pedro Damián le comunicó la noticia de su muerte al Papa Alejandro II. Era una carta en la que contaba al Pontífice la vida de este joven.
El culto a san Rodolfo fue grande una vez que todo el mundo se enteró de cómo era y había muerto. Su cuerpo fue enterrado en la catedral de Gubbio, pero, por desgracia, no ha quedado ni rastro después de los trabajos del 1670.

San José Ma Taishun. (1840 - 1900). 
(José Ma-Tien-Koun). 
El acrecentará. Añadido. Crecimiento.  
Martirologio Romano: En el territorio de Qianshengzhuang, cerca de la ciudad de Liushuitao, en la provincia de Hebei, en China, san José Ma Taishun, mártir, el cual, siendo médico y catequista, pese a que durante la persecución llevada a cabo por la secta de los Yihetuan todos los miembros de su familia renegaron de la fe, él prefirió dar testimonio de Cristo derramando su sangre. 
Nació en Tsien-Cheng-Chong, China. Médico y catequista de su pueblo a la que se que dedicó con gran devoción. Mientras que su familia abandonó la fe durante la persecución de los boxers, él se refugió en casa de un amigo pagano, que quiso convencerlo de que debería renegar para salvar la vida; como viera que su fe podía estar en peligro, se marchó y estuvo escondido en varias aldeas, hasta que fue detenido y enviado a su pueblo. Allí intentaron convencerle, mediante malos tratos y promesas, que apostatase, pues era importante que así lo hiciera el médico del pueblo, pero José se mantuvo firme en su fe y por ello fue degollado en su aldea por los bóxers. Tenía 60 años. Fue canonizado el 1 de octubre de 2000.

Beato Andrés Iscak. (1887 - 1941).  
(uk.: Андрі́й Іща́к (Andriy Ishchak). 
Varoníl. Varón, viril, hombre valiente.
Martirologio Romano: En la aldea de Sykhiv, también en la región de Lviv, en Ucrania, beato Andrés Iscak, presbítero y mártir, que en la misma persecución fue fusilado por su fe en Cristo.
Nació en Mykolaiv, región de Lviv en Ucrania. Después de realizar sus estudios de Filosofía y Teología en Innsbruck, fue ordenado sacerdote en 1914 y incardinado en la archieparquía de Lviv. Su primera misión fue la de prefecto del seminario de Lviv. Luego fue profesor de la Academia teológica. En 1930 viajó a Roma para estudiar en el Pontificio Instituto Oriental. Fue párroco de Sykhiv. 
En 1941 cuando iba a administrar los sacramentos a una enferma fue arrestado por los soviéticos. Un pelotón de las tropas soviéticas los fusilaron en Stradch. Fue beatificado el 27 de junio de 2001 por SS Juan Pablo II.

Beatos Nicolás Konrad y Vladimiro Pryjma. M. 1941. 
(ukr.: Mykola Konrad). Vencedor en el pueblo. 
(ukr.: Volodymyr Pryjma). Grande por el poder. Dominio de la Tierra. 
Martirologio Romano: En los bosques de Birok, cerca de la ciudad de Stradch, en la región de Lviv, en Ucrania, beatos Nicolás Konrad, presbítero, y Vladimiro Pryjma, que, bajo un régimen contrario a Dios, dieron testimonio de la esperanza en la resurrección de Cristo, sin ningún temor a la muerte.
Nicolás Konrad (1876-1941). Nació en Srusiv (región de Ternopol). Licenciado en Filosofía y Teología, realizó sus estudios de postgrado en Filosofía en la Academia de Santo Tomás de Aquino. Fue ordenado sacerdote en 1899; encardinado en la archieparquía de Lviv. Enseñó religión en escuelas ucranianas y húngaras, y fue párroco de Stradch. 
Vladimiro Pryjma (1906 - 1941). Nació en Stradch (región de Lvov), Ucrania. En 1931 se casó con María Stojko con la que tuvo cuatro hijos. Era sochantre de la parroquia de su pueblo natal. Era un hombre cristiano y se mantuvo firme en su fe durante la ocupación soviética. 
Durante la guerra mundial, ante el avance de los alemanes, los soviéticos se fueron retirando del pueblo. Avisaron en la parroquia que una mujer estaba enferma en una casa de campo y que deseaba recibir los sacramentos. El párroco Nicolás Konrad y Vladimiro, como su ayudante, acudieron al lugar. Se internaron en el bosque de Birok, en los alrededores de Stradch, y se toparon con las tropas soviéticas, que los detuvieron y, tras comprobar que eran el párroco y su ayudante, en odio a la fe procedieron a fusilarlos. Fueron beatificados por san Juan Pablo II, junto con otros mártires ucranianos, el 27 de junio de 2001.

Beata María Josefina de Jesús Crucificado (Josefina Catanea). (1894 - 1948). Carmelita descalza y mística. (Ver) 14 de marzo.