10 de mayo de 2015

Santa SOLANGIA. (865? - c. 880).

(Consuelo, Consolata, Solange, Solemnia, Solemne)
Una sola vez al año, solemne

Martirologio Romano: En Bourges, en Aquitania, santa Solangia, virgen, de la cual la tradición ha transmitido que sufrió el martirio en defensa de su virginidad.

Nació en la aldea de Villemont, cerca de Bourges, en Francia; pertenecía a una familia de campesinos pobres. En aquella época todo el pueblo estaba sometido a la dependencia del conde de aquel lugar.
Solange, era una pequeña pastora que creció siendo muy devota, al grado de consagrarse completamente a Cristo desde tierna edad. Cuando llegó a la adolescencia se convirtió en una joven muy hermosa, además de ser robusta y sana.
Todas las mañanas Solange sacaba a pastorear a sus ovejas. En una ocasión pasaba por ahí en su caballo Ranulfo, el joven hijo del conde de Bourges, quien al verla quedó prendado de ella y quiso hacerla su esposa, pero Solange se le rehusó terminantemente, aduciendo que ya estaba casada con Cristo.
La negativa sólo encendió más al muchacho, quien por la fuerza intentó poseerla. Todo fue infructuoso, pues además de su fortaleza física de muchacha campesina, santa Solange demostró que sus convicciones eran inquebrantables.
Derrotado y furioso, Ranulfo sacó entonces su espada, y diciéndole: “¡Si no eres mía no habrás de ser de nadie!”, de un tajo le cortó la cabeza.
La leyenda cuenta que el cuerpo decapitado se levantó, se colocó nuevamente la cabeza en su lugar, y antes de salir corriendo y perderse en la maleza, le respondió a su violador: “¡Jesús será siempre mi único marido!”
El lugar cercano a Bourges donde ocurrió este suceso se conoce todavía como Campo de Santa Solange. El 19 de marzo de 1658 fue confirmado su culto por Alejandro VII. Patrona de Berry y Bourges.