26 de mayo de 2015

San DESIDERIO DE VIENNE. M. c. 608.

(Deseado. fr.: Didier de Vienne).
Anhelo, deseable, deseoso

Martirologio RomanoEn el territorio de Lyon, en la Galia, martirio de san Desiderio, obispo de Vienne, que primero fue enviado al exilio por la reina Brunequilda, a la que había recriminado sus relaciones incestuosas y otras depravaciones, y más tarde coronado con el martirio por lapidación, por mandato de la misma reina.

Nació en Autun en el seno de una familia noble y estudió en Vienne. Obispo de Vienne. Denunció los abusos de los poderosos, concretamente de la reina Brunilde, viuda del rey Sigisberto de Borgoña; que vivía disolutamente y mantenía relaciones incestuosas con un sobrino suyo. Los partidarios de la reina comenzaron a calumniar al obispo y se le acusó de: tener aficiones literarias y artísticas, que leía en secreto literatura pagana con más placer que el Evangelio. En un sínodo convocado por la reina, se presentó a una joven de la nobleza llamada Justa, quien atestiguó, por presiones de la reina, que Desiderio la había seducido en el confesionario, esto le valió que fuera exiliado a la isla de Liviso. En esta isla empezó a obrar milagros que atrajo a mucha gente; parte de la nobleza en contra de la reina asesinó a su mayordomo y murió Justa; todos estos hechos hicieron a la reina y a su nieto Teodorico, plantearse la vuelta de Desiderio.
El rey Teodorico se unió a nuestro santo. Desiderio le advirtió de la vida licenciosa de la regente, su abuela, y alabó el matrimonio como posibilidad de una vida honrada. Brunilda al enterarse montó en cólera, y esta fue la causa de que lo mataran a porrazos y pedradas en Saint-Didier-sur-Chalarone. El rey de los francos Clotario II al enterarse de los hechos declaró la guerra a Brunilda que murió descuartizada por caballos. Mantuvo correspondencia con el papa san Gregorio I Magno.