15 de mayo de 2015

San AQUILES "el Taumaturgo". M. c. 330.

(Aquileo).
Relativo al río Achéloos. De bellos labios

Martirologio Romano: En Larisa, de Tesalia, san Aquiles, apellidado “Taumaturgo”, obispo, que participó en el I Concilio de Nicea y, revestido de todas las virtudes, evangelizó con fervor apostólico a los pueblos paganos.

Nació en Capadocia, en el seno de una familia patricia, creció y se formó durante el imperio de Constantino I. Sus padres se preocuparon de darle formación e instrucción, según la doctrinas de sabios y filósofos paganos de la época, pero también le inculcaron las prácticas de piedad sugeridas por el cristianismo, que se estaba consolidando a pesar de las persecuciones. 
Al morir sus padres, distribuyó sus bienes a los pobres y peregrinó a Palestina y Roma. Salió de la capital del Imperio y comenzó a evangelizar regiones enteras, llevando la fe cristiana a multitud de paganos. Durante unos de sus viajes misioneros, llegó a Larissa, ciudad de Tesalia; en aquel tiempo la sede episcopal estaba vacante, por lo que el clero y el pueblo, unánimemente le ofrecieron el puesto. 
Obispo de Larissa de Tesalia (Grecia). En la nueva misión incrementó su celo, conquistando fama en cada lugar de la diócesis. Fundó un hospital y un asilo de ancianos. En el 325, asistió al Concilio Ecuménico de Nicea, y fue uno de los obispos que combatió la herejía de Arrio. Cuando volvió de Nicea, se paró en Constantinopla, donde fue acogido con honores por el patriarca san Metrófanes y donde recibió nuevas dignidades del emperador Constantino, que admirado por su apostolado, le donó copiosos fondos para construir iglesias y hospitales en la diócesis de Larissa. 
Cuando regresó a su ciudad, destruyó todos los templos paganos, sustituyéndolos con imponentes edificios cristianos. Tenía fama de taumaturgo y poder para expulsar a los demonios; por las numerosas curaciones realizadas, será siempre recordado como “el Taumaturgo”. Después de gobernar durante muchos años su diócesis, murió en Larissa. Su cadáver, fue trasladado a Prespa (hoy Aquili) en Macedonia después de su muerte. Patrón de la diócesis y ciudad de Larissa. Tiene culto local.