11 de enero de 2015

San PEDRO "Apselamo" o "Bálsamo". M. c. 311.


(Pedro Absalón, Pedro Bálsamo).
Piedra firme. Roca

Martirologio Romano: En Cesarea de Palestina, san Pedro, llamado «Apselamo» o «Bálsamo», mártir, que en tiempo del emperador Maximino, invitado, tanto por el presidente del tribunal como por los demás asistentes al juicio, a reconsiderar su juventud, sin ceder a tales persuasiones demostró su fe en Cristo y murió con ánimo esforzado en el fuego, como oro purísimo.

Mártir en Cesarea de Palestina, durante la persecución de Diocleciano. Las Actas narran así su martirio: "El asceta Pedro, por otro nombre Apselamo, natural de Aneas, aldea del término de Eleutherópolis, dio prueba, con generoso pensamiento, de su fe en Cristo de Dios. Suplicábanle insistentemente, tanto el juez como los que le rodeaban, que tuviese lástima de si mismo y tuviera en cuenta su juventud, la flor y vigor de su edad; más él despreciándolos, prefirió todo y a la vida misma la esperanza en el Dios del Universo". 
Eusebio narra el interrogatorio: El prefecto Severo le preguntó: " -¿Cual es tu nombre? - De nombre de mi padre me llamo Bálsamo; por el Bautismo que he recibido me llamo Pedro. -¿De que pueblo o de que familia eres? - Soy cristiano. - ¿Qué profesión tienes? - Podría tener una más honrosa que practicar el cristianismo; ¿qué podría hacer mejor?"... el interrogatorio se hace más dilatado, donde nuestro santo defiende su fe... pero no lo incluimos aquí ya que es totalmente apócrifo, excepto lo que nosotros hemos incluído.
Pedro fue torturado pero su fe se mantuvo incólume y fue crucificado, según algunos hagiógrafos, o quemado según otros.