26 de enero de 2015

Beato MIGUEL KOZAL. (1893-1943).


(pol.: Michal Kozal).
¡Quién como Dios!

Martirologio Romano: Cerca de la ciudad de Munich, en Alemania, beato Miguel Kozal, obispo auxiliar de Wloclawek, en Polonia, y mártir, que bajo el régimen nazi, por defender la fe y la libertad de la Iglesia, pasó con gran paciencia tres años en el campo de concentración de Dachau, hasta consumar su martirio.

Nació en Ligota, Polonia. Estudió en el seminario de Gniezno, donde fue ordenado sacerdote en 1918. Fue vicario de una parroquia donde se dedicó de forma especial a los movimientos juveniles. En 1923, fue trasladado como prefecto al liceo católico de Bydgoszcz, donde realizó tan buen trabajo, que fue nombrado director espiritual del seminario de Gniezno en 1927, y luego rector del mismo en 1929. Aquí estuvo diez años hasta que en 1939, fue nombrado obispo auxiliar de Vladislava (Woclaweck), cargo que cumplió con dedicación y firmeza.
Pocos meses después de la invasión de Polonia, en el contexto de la aniquilación de todas las élites intelectuales del país y por su actitud de oposición, fue arrestado por la Gestapo en 1941, y encarcelado, pasando al campo de concentración de Dachau. Aquí soportó con heroica fortaleza todas las dificultades y penalidades del campo, dando ejemplo a todos de paciencia, especialmente a los más de 200 sacerdotes de su diócesis allí confinados y también se dejaron la vida en aquel infierno. Consumido de agotamiento y miseria, murió. Su cuerpo fue quemado. Fue beatificado por SS Juan Pablo II en Varsovia el 14 de junio de 1987.