15 de enero de 2015

Beato JACOBO "el Limosnero". (1250-1304).


(Jacobo de Castel la Pieve, Santiago “el Limosnero”).
El que engañará. Suplantador.  

Martirologio Romano: En Città della Pieve, en la Umbría (hoy Italia), beato Jacobo, apellidado “Limosnero”, que se mostró buen abogado de pobres y oprimidos.

Natural de Castel la Pieve, Chiusi era hijo de una familia acomodada; estudió Derecho y se hizo sacerdote después de leer el texto evangélico: “El que no renuncia a todo no puede ser mi discípulo”.
Obtuvo de sus padres el anticipo de su herencia para repartirla entre los pobres, quiso ser sacerdote secular pero Terciario franciscano para vivir en la pobreza franciscana. Reconstruyó un hospital donde ayudó a los enfermos a los que les daba consejos legales gratuitamente. En la iglesia del hospital se dedicó a la predicación y al confesionario. Vistió una túnica basta y sobre ella el cordón franciscano. Para sostener el hospital pidió limosna por los pueblos. Llevó al hospital a los leprosos y demás enfermos abandonados que encontró, y asimismo, aprovechando su condición de graduado en leyes, defendió a los pobres ante los tribunales. 
Al descubrir que el obispo de Chiusi se había apropiado indebidamente de las rentas del hospital, lo citó a juicio y venció la causa: el obispo se vengó mandándolo asesinar. Su cadáver apareció en el monte, y cuando cogieron a los asesinos dijeron que murió perdonándoles y pronunciando el nombre de Cristo y de María. Su culto fue confirmado por SS Pío VII en 1806.