24 de diciembre de 2014

OTROS SANTOS DEL DÍA:


San Gregorio de Spoleto. M. 303. 
Presbítero y mártir  en  Spoleto (Umbría), durante la persecución de Diocleciano y Maximiano. Sus virtudes y sus milagros provocó la ira y el escándalo de las autoridades del Imperio, que mandaron a la ciudad un sicario llamado Flaco para que Gregorio se sometiera a la religión oficial. Acusado se le torturó y murió decapitado. Sus Actas no son fiables, de manera que algunos autores dudan de su existencia. 
san Metrobio

Santos Luciano, Metrobio y compañeros. s. III - IV. 
Mártires junto con Pablo, Zenobio, Teótimo y Druso. Mártires africanos probablemente en Trípoli. 

Santa Tarsila. M. 581. 
Martirologio Romano: En Roma, conmemoración de santa Tarsila, virgen, cuya continua oración, gravedad de vida y singular abstinencia alaba san Gregorio I Magno, su sobrino.
Era una joven romana ejemplar que se había consagrado a Dios. Tía de san Gregorio Magno. Hermana gemela de santa Emiliana y nieta del papa san Félix III. Llevó en casa de su padre una vida de penitencia y mortificación. En el libro de “las Morales” (Diálogos), San Gregorio Magno refiere, que ella aseguró en la hora de su muerte, ver a Jesucristo que venía a recibir su alma. 

Santa Irmina de Tréveris. M. c. 708. 
Martirologio Romano: En Tréveris, de Austrasia, santa Irmina o Irma, abadesa del cenobio de Oeren, que, siendo una matrona consagrada a Dios, fundó un pequeño monasterio en su villa de Echternach, lo dotó y lo donó a san Vilibrordo.
La tradición dice que era hermana de santa Adela de Tréveris e hija de san Dagoberto II, rey de Austrasia, pero se ha comprobado que no es verdad. 
Otra tradición dice que Irmina fue novia del conde Hermann, pero que el novio murió en la noche de bodas, porque un criado, que estaba enamorado de ella, lo arrojó por un acantilado; ella vio en ello un signo del Cielo e ingresó en un convento benedictino. Fundó en Tréveris el monasterio de Öhren, del que fue abadesa. Fue benefactora de los monjes ya celtas como sajones. En el 698 donó a san Willibrordo la tierra de Echternach, en Luxemburgo, para que éste fundara allí una abadía. Se afirma que aquel donativo lo hizo como una muestra de reconocimiento cuando san Willibrordo contuvo milagrosamente una epidemia que había azotado a su convento y causaba muchas víctimas. Murió en el convento de Weissenburg fundado por su padre. 

Santa Adela de Pfalzel. M. c. 734. 
No es seguro que fuera hija de Dagoberto II rey de Austria y hermana de santa Irmina de Tréveris. Era viuda de Alberico, del que tuvo varios hijos. Abuela de san Gregorio de Utrech, abad de Utrech. Fundó el monasterio de Pfalzel, cerca de Tréveris, del que fue abadesa y permaneció en el cargo durante treinta años. Se desconocen la mayoría de los pasajes de su vida, se sabe que fue ella quién enseñó a su nieto san Gregorio el camino de la santidad. Fue un ejemplo de religiosidad y de virtud. Murió ya de avanzada edad.

San Sarbelio Makhluf. (1828-1898). 
Martirologio Romano: En Annaya en Líbano, aniversario de la muerte de san Sarbelio (José) Makhluf, cuya memoria se celebra el 24 de Julio. (Ver) 24 de Julio.