6 de noviembre de 2014

OTROS SANTOS DEL DÍA:



San Severo de Barcelona. M. c. 303. 
Martirologio Romano: En Barcelona en España, san Severo, obispo, que, como se narra, recibió la corona del martirio
Se sabe que era tejedor y que hacia el año 300 fue consagrado obispo de Barcelona. Los textos antiguos le describen como "humilde, puro, sabio, prudente y magnánimo". 
Al comienzo de las persecuciones de Diocleciano, el prefecto Daciano llegó a Barcelona, y Severo y dos de sus diáconos se refugian en las montañas en Castro Octaviano (hoy San Cugat), y en su camino de huida les prestó ayuda un labrador llamado san Medín. En San Cugat el obispo se entregó a sus perseguidores, que para intimidarle decapitaron a san Medín y sus diáconos, pero como Severo no se rindió, le hundieron a mazazos un gran clavo en la cabeza. 

Ruinas en Túnez
San Félix de Tonizza. s. IV. 
Martirologio Romano: En Toniza, de Numidia, san Félix, mártir, del que habló san Agustín cuando, dirigiéndose al pueblo, dijo: “De veras feliz en el nombre y en la corona. Pues confesó; se fue atormentado; pero, al día siguiente, encontraron en la cárcel su cuerpo exánime”.
Mártir africano que murió en Tonizza (Cartago, actual Túnez); fue encontrado muerto en la cárcel el día antes de su ejecución oficial. San Agustín pronunció un sermón el día de su fiesta: “Verdaderamente feliz por el nombre y por la corona, pues confesó, fue atormentado, y al día siguiente fue hallado su cuerpo sin vida en la cárcel”.  

San Melanio de Rennes. (462 - 535/40). 
Martirologio Romano: En Rennes, de la Bretaña Menor, san Melanio, obispo, que pasó al encuentro del Señor en el lugar llamado Placio, a la vera del río Vicenon, donde él mismo, con sus propias manos, había construido una iglesia y congregado a monjes para el servicio de Dios.
Nació en Bretaña e ingreso en los benedictinos. Amando le designo su sucesor como obispo de Rennes (Francia), en el período crítico en el cual los francos invadieron la Galia; parece que fue capaz de extirpar la idolatría de su diócesis. Vivió y pasó esta vida con "la vista fija siempre en el cielo". Las virtudes más características del santo eran la humildad y el espíritu de oración. Construyó con sus propias manos una iglesia en Placio, donde congregó monjes y donde murió. El rey Clodoveo tuvo siempre un gran respeto por él. En el 511 participó en el concilio de Orleans, donde tuvo un papel preponderante.

San Winoco de Bergen. (c.640 - 717). 
Martirologio Romano: En la región Taruanense, de Austrasia, san Winoco, que, de origen bretón, primero fue recibido por san Bertino en la comunidad de monjes de Sithiu, y después construyó el monasterio de Wormhoudt, que dirigió santamente como prior, trabajando mucho con sus propias manos.
Galés de origen que ingresó como benedictino en el monasterio de Sithiu bajo el abadiato de san Bertino, que lo envió a fundar una nueva casa en Bergen, en Dunquerque, donde fue abad: como tal evangelizó toda la región. También se dice que fundó un monasterio en Wormhoult en Bélgica. Patrón de Bergen.

San Emiliano de Faenza. M. c. 780. 
De su vida se sabe bastante poco, era un obispo irlandés que marchó en peregrinación a Roma, enfermó en el viaje de regreso y murió en Faenza. Sus restos reposan en la iglesia de San Emiliano de Faenza.

San Demetriano de Chytri. (c.830 - c.919). 
Natural de Chytri en Chipre, se casó a los 15 años, pero su mujer murió muy joven. Monje y egúmeno del monasterio de San Antonio y después, para mayor penitencia, se hizo eremita. Tenía 40 años, cuando su fama de santidad se había extendido, y por ello el obispo de Chytri, Eustacio, lo quiso junto a él como coadjutor, lo hizo presbítero y le encomendó la administración económica de la diócesis. 
Después de algunos años, Demetriano regresó a su monasterio donde fue elegido hegúmeno. Poco tiempo después, Eustacio, fue elegido obispo de Salamina y nombró a su sucesor en Chytri a Demetriano. Huyó para no tener que aceptar el cargo, pero fue encontrado y se tuvo que someter, tenía 55 años. Rigió el destino de su diócesis durante 25 años con extraordinaria piedad y sabiduría. Cuando los árabes conquistaron Chipre, fue apresado y llevado con todos sus fieles a El Cairo donde obtuvo la libertad de los prisioneros. Es uno de los más venerados santos chipriotas. 

San Esteban de Apt. (975-1046). 
Martirologio Romano: En Apt, en la Provenza, de la Galia, san Esteban, obispo, que, famoso por su mansedumbre, organizó dos peregrinaciones a Jerusalén y restauró la iglesia catedral.
Nació en Adge (Francia), y, en el 1010, fue elegido obispo de Apt (Francia meridional). Fue preclaro por su mansedumbre, bondad y dulzura; peregrinó dos veces a Jerusalén, y en una de ellas enfermó e hizo voto, si sanaba, de reconstruir la catedral de su diócesis, que estaba en ruinas por las invasiones musulmanas. Mantuvo fielmente su promesa a su regreso a Apt. Fue además particularmente activo durante el desarrollo de los trabajos del VIII concilio regional de Narbona. Murió en Apt. 

San Teobaldo de Dorat. M. 1070. 
Martirologio Romano: En el monasterio de Le Dorat, en la región de Limoges, de Aquitania, san Teobaldo, presbítero, que, siendo canónigo regular, fue encargado de la iglesia y nunca salía del cenobio más que para ponerse al servicio de los enfermos y atender a sus necesidades.
Presbítero y Canónigo Regular de San Agustín y encargado de la iglesia del convento de Le Dorat de Limoges, Aquitania. Nunca salió del cenobio, si no fue para atender a los enfermos o ayudar en alguna necesidad.