6 de julio de 2015

Santa MARÍA GORETTI. (1890-1902).


Martirologio Romano: Santa María Goretti, virgen y mártir, que en una época infantil dura, donde se vio en la necesidad de ayudar a su madre en las labores de la casa, distinguiéndose ya por su piedad, cuando no contaba más que doce años murió en defensa de su castidad a causa de las heridas que le produjo con un punzón un joven que intentaba violarla cuando estaba sola en su casa, cercana a la localidad de Nettuno, en el Lacio, de Italia.


María Teresa Goretti (llamada familiarmente Marietta) nació en Corinaldo  (Ancona) era hija de una familia muy pobre, por la cual tuvo que cambiar de residencia. Primero fueron a Colle Gianturco y luego a Ferriere di Conca; huérfana de padre a los 10 años y analfabeta, demostró cierta madurez al ocuparse de sus cuatro hermanos más pequeños y de otros niños vecinos mientras sus familiares trabajaban al campo. La familia subsistía penosamente trabajando como colonos en unas malas tierras pantanosas de la región de Ancona. Cuando tuvo que hacer la primera comunión la familia no tenía dinero para comprarle el pequeño ajuar y algunos vecinos compasivos se lo regalaron. Con ellos vivían otros braceros, los Serenelli, y su hijo Alessandro, de 20 años, que empezó fijarse en Marietta, que al parecer estaba muy desarrollada para su edad.
Tras dos intentos de violentarla, con la amenaza de muerte en caso de que hablara, y ella se negó siempre alegando que aquello era pecado; un día que se quedó sólo con ella, quiso forzarla de nuevo, ella se resistió y por fin la apuñaló infligiéndola 14 heridas, a consecuencia de las cuales murió al día siguiente, en el hospital de Nettuno. "Que Dios le perdone, como yo le perdono; quiero que venga conmigo al Paraíso", fueron sus últimas palabras para el asesino. Antes de morir se la inscribió en las Hijas de María. Su cuerpo descansa en el santuario de Nuestra Señora de las Gracias y de Santa María Goretti en Nettuno.
Alessandro será condenado a 30 años de trabajos forzados, más tarde se convertirá, pedirá perdón a la madre y llevará una vida de penitencia en un retiro religioso capuchino de Macerata, y asistió junto Assunta Goretti, a la beatificación de su victima en 1947. La vida de Alessandro ha servido de argumento a quienes se oponen a la pena de muerte. Patrona de Agro Pontino. MEMORIA FACULTATIVA.